¿Qué es lo más importante para los consumidores que asisten a festivales de música alrededor del mundo y cuáles son sus hábitos de consumo?

Recientemente realizamos un estudio para aprender más acerca de las oportunidades que presentan los festivales de música. Esta investigación incluyó focus groups, entrevistas con asistentes a festivales y una encuesta en línea a 10.000 consumidores entre los 13 y 54 años de edad en 10 países.

Aquí hay algunos de nuestros descubrimientos:

Los festivales de música atraen a un público considerable en todo el mundo. Cerca de un tercio de las personas entre los 13 y 54 años de edad, asistieron a un festival de música en los últimos 12 meses. Los festivales atraen a personas de todas las edades y géneros, pero es más probable que asistan los jóvenes entre los 18 y 34 años.

La música y el sentido de conexión con los demás son un gran atractivo. Prácticamente todos los asistentes a festivales (92%), creen que una gran variedad de artistas es una parte esencial de cualquier festival de música, y una proporción similar (89%) está de acuerdo con que los festivales de música son una excelente manera de conectarse con personas de ideas afines. Esos momentos increíbles tienen la capacidad de viajar más allá del festival, y el 74% cree que es importante capturar sus experiencias vividas en los festivales de música, y compartirlas en las redes sociales. Y para el 80%, los festivales de música son una de las cosas que más resaltan de sus vivencias en primavera / verano.

Cuando se trata de gastar, la compra del boleto es sólo el comienzo. El boleto representa sólo el 28% del gasto promedio en un festival. Los otros gastos se destinan a complementos VIP, traslados hacia y desde el festival, comidas y bebidas, merchandising, y productos que se compran por adelantado como atuendos y tiendas de campaña para el festival.

Los asistentes a festivales pagarán más por una experiencia más memorable y más cómoda. Dos tercios de los asistentes a festivales dijeron que es “muy probable” que paguen por una experiencia mejor y más completa. Algunos consumidores optan por privilegios VIP exclusivos como encuentros con artistas, pases al backstage, áreas de descanso VIP, sets exclusivos, bar y catering VIP y productos conmemorativos VIP. Estos “extras” también pueden incluir mejoras en la logística como el acceso a mejores baños, acceso prioritario al sitio y mejores instalaciones para acampar.

Ellos también están dispuestos a viajar y hospedarse. El tiempo promedio de viaje a un festival de música es de 2.2 horas. De aquellos que asistieron a un festival en los últimos 12 meses, el 68% asistió a uno que duró más de 2 días. Y entre los que asistieron a un festival de más de 2 días, casi la mitad acampó (44%).